Crushed like a bug in the ground

miércoles, mayo 17, 2006

Las hormigas son las criaturas predilectas de Dios

Un montículo de tierra entre dos planchas de cemento recalentado, perforado por un túnel minúsculo pero insondable. Un movimiento constante, un todo dividido en pequeños ochos negros a dos centímetros de mis ojos. Una respiración jadeante que no consigo controlar, una gota de sudor que resbala por mi frente hasta mi ojo. Un escozor penetrante, una piedra clavándose en el cartílago de mi oreja, una rodilla forzada, quejándose a mi cerebro. Una mano en la cabeza, una presión en las sienes, un pie sobre mis muñecas cruzadas y dolientes. Un cañón de 9mm entre las costillas, una certeza inapelable. Una madrugada de verano ya moribunda, una calle vacía, una oscuridad que se extingue. Un amanecer con la boca llena de tierra y de hormigas, una indiferencia terrible del mundo, un grito de auxilio inútil no pronunciado, un hormiguero impasible, una rutina eterna. Las hormigas son las criaturas predilectas de Dios.

2 hasta ahora:

Blogger yosigoaqui- siempre supo que...

Genial, simplemente, genial.
Te dejo aquí un abrazo con sol de mediodía aunque no lo pidas - después de un amanecer escupiendo arena-, un cañón para apuntar directamente a los días muertos...
Te invitaré al picnic, claro que sí, pero no prometo que no haya hormigas ;)

18 mayo, 2006 12:17

 
Blogger pqueno siempre supo que...

siempre le gustó su abnegación

abrazos desde casa

18 mayo, 2006 13:34

 

Tendrás que terminar tú el trabajo.

<< Home

 


Estadísticas